La filmoterapia, el cine como terapia

Muchas veces crecer y hacernos responsables de nuestras finanzas puede parecer todo un caos, así asegura Gonzalo Gortazar Rotaeche, quien sabe mejor de finanzas. Pero, existen actividades que pueden ayudar a canalizar la ansiedad, entre esas actividades esta la filmoterapia. ¿Puede el cine ayudarnos a tener una vida mejor? Pues la respuesta es sí, la filmonterapia, llega para ayudarte, con el empleo del cine y las películas con fines terapéuticos. Esta promete ser la cura para muchas cosas, te hará olvidar tus problemas, los trámites bancarios , la escuela, las deudas, en fin todo estará mejor si disfrutas de una buena película.

Un estudio realizad por la Asociación Española de Psicología Clínica Congnitivo-Conductal AEPCCC, refleja el bienestar que puede generar el cine si se usa con fines psicológicos. Cada vez que vemos y disfrutamos de una película, conseguimos muy buenos beneficios de esta acción, todos nos hemos sentido marcados por una buena película, algunas incluso pueden hacernos cambiar la manera que tenemos de ver la vida.

En algún momento de nuestra vida nos hemos sentido identificados con un personaje de una película, o hemos llorado por una, y esto es porque estamos en sintonía emocional con el personaje, es algo ahí que se está moviendo, emergiendo y floreciendo, creando en nosotros un sentimiento que aunque se vea algo externo, ajeno, se internaliza, es maravilloso todo lo que buena película puede transmitir.

Una comedia puede ayudarte a superar la crisis. Desde el punto de vista psicológico nos vemos reflejados en diferentes personales o en alguna escena determinada, esto es muy útil para hacernos reflexionar y analizar, los beneficios que una serie o una película nos pueden generar son llamados Filmoterapia, pero ¿Qué beneficios puede traer este tipo de terapia a nuestra vida?

Nos revitaliza

Ver una película es como un viaje relajante, que nos ayuda a desconectarnos un buen rato de nuestra realidad, además nos permite a ver las cosas desde una nueva perspectiva, también no da un empujón a vernos adentro, a entender que es lo que está pasando con nosotros. Funciona como un ejercicio de visualización positiva, que nos da la posibilidad de pensar en nuevas soluciones a un mismo problema.

Nos expone a nuestros miedos

Muchas veces vemos una película donde hay una escena muy concreta que nos hace enfrentarnos a uno de nuestros temores más grande, al enfrentarnos a ella sin peligros nos estamos haciendo conscientes de nuestro propio poder y nos da buenas herramientas para sanar situaciones.

Nos ayuda a enfocar mejor nuestros problemas

Existen filmes que pueden ayudarnos a ver las cosas desde un perspectiva diferente vemos desde la luz un problema, nos vemos reflejado en el personaje que lo sufre y podemos ver como el enfrente la situación, la circunstancias, vemos cómo se desarrolla todo, esto aumenta nuestra empatía, nos ayuda a ser más prácticos y asimilar mejor la cosas.

Nos relaja

Ver una película puede ser una muy buena terapia, que nos distrae y relaja, reconduciendo nuestra atención hacia una actividad externa, algo diferente disminuyendo nuestros niveles de ansiedad y estrés. Hay géneros que son ideales para eso, como el de fantasía, una buena película de Harry Potter por ejemplo puede ayudarte a desconectarte y relajarte, creando diferentes escenarios que te ayudaran a equilibrarte y salirte un poco de ese problema.